Así fue la estrategia de Nadal para vencer a Djokovic en la final de Roma

47

Rafa basó su victoria en dos puntos. Uno de ellos, sorprenderá a más de uno. El balear derrotó a Djokovic en el terreno donde mejor se suele mover el serbio.

Puede que la final de ayer en el Masters 1000 de Roma entre Rafael Nadal y Novak Djokovic fuera la mejor en mucho tiempo en un torneo de esta categoría. Alguno esperaba una superioridad como la que se vio en el pasado Roland Garros, pero el serbio supo jugarle una táctica muy adecuada a Rafa durante gran parte del partido, lo que provocó que la final fuese tan igualada. ¿Qué fue entonces lo que decantó el encuentro hacia Nadal? ¿Quizá fueron los puntos largos? ¿El punto físico en intercambios largos? Pues no. Os va a sorprender.

Por esto ganó Nadal a Djokovic en la final de Roma

Para derrotar a Rafa Nadal en tierra necesitas hacer que el español no te domine con su derecha. Si el ganador de 13 Roland Garros está fino con el drive y conecta la mayoría de golpes con su derecha, es muy probable que termines dándole la mano en la red como perdedor. Eso fue lo que pasó ayer. Tal y como cuenta Craig O’Shannessy en su columna de la web de la ATP, Rafa golpeó el 57% de las veces con su derecha, su golpe dominante, mientras que Djokovic golpeó con su revés el 49% de las veces. Nadal hizo que golpeara más veces con su derecha, con el golpe con el que se siente menos cómodo.

Por ahí, empezó a ganar Rafa la final. En el primer set, el balear terminó con 15 winners de derecha, por solo dos de Nole. El serbio le dio la vuelta al partido precisamente por este golpe. Cometió menos errores en el segundo set con su derecha, hizo que Nadal no tuviera tanto tiempo para invertirse y provocó una brecha que amenazó al balear con perder la final que parecía tener controlada.

Pero, ¿qué hizo Rafa al ver a Djokovic mostrarse más seguro con su derecha? ¿Se echó hacia atrás? Muchos asocian a Nadal en tierra con ser defensivo, con alargar los puntos y llevar el partido a lo físico. Pues no. Rafa fue súper agresivo en el tercer set. Sorprendió a Djokovic quitándole tiempo para pensar y terminó el encuentro dominando la estadística de intercambios entre 1-4 golpes.

16 puntos de diferencia (50-34) fue lo que hizo que Nadal se llevara el partido en un terreno más propio de Djokovic. Normalmente, es Nole quien suele dominar los intercambios cortos, pero ayer en la final, fue el serbio quien se llevó los largos y perdió los cortos, curiosamente. Rafa, combinando su derecha y los puntos cortos, impuso su táctica sobre la de Djokovic y terminó llevándose el gato al agua en una final muy interesante y atractiva, que amenaza con volver a producirse dentro de unas semanas en Roland Garros.

Fuente: http://www.puntodebreak.com/2021/05/17/asi-estrategia-nadal-vencer-djokovic-final-roma

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.